Gobernador británico de Malvinas defiende "autodeterminación de los pueblos"

Actualizado 2012-04-05 10:15:42 | Spanish. News. Cn



Por Juan Manuel Nievas

PUERTO ARGENTINO, Malvinas, 4 abr (Xinhua) -- El gobernador británico de las islas Malvinas, Nigel Haywood, defendió hoy el derecho a la "autodeterminación de los pueblos", y acusó a Argentina de "elevar la tensión" con el Reino Unido y el archipiélago, en el contexto del 30 aniversario de la guerra de 1982 por ese territorio.

En entrevista exclusiva con Xinhua, Haywood reprobó las medidas de Buenos Aires para reivindicar la soberanía del archipiélago, que disputa a Reino Unido desde que este país ocupó las islas en 1833, en el contexto del colonialismo europeo.

"Es un período muy difícil, porque la Argentina ha estado tomando una serie de medidas para dificultar la vida de los isleños, entre ellas los viajes entre el continente y las islas, las comunicaciones, o los negocios.

"Es desafortunado, pero si bien causa preocupación, aquí tratamos de seguir adelante con nuestras vidas y mirar al futuro con optimismo", expuso Haywood, ex embajador inglés en Estonia y diplomático en Irak.

El gobernador de las Malvinas acusó al gobierno de Cristina Fernández de subir las tensiones con Inglaterra, cuando a su juicio la nación europea busca trabajar de manera más amistosa con los países de América Latina.

"No puedo decir yo cuáles son las motivaciones de la presidenta (Fernández), pero ciertamente su postura no ayuda. El Reino Unido está tratando de trabajar más cerca y de manera amistosa con los países de América Latina. Abrimos más embajadas en Sudamérica, estos años trabajamos de manera cercana, y queremos hacer lo mismo con la Argentina, pero Buenos Aires persiste en subir la tensión con las islas", dijo.

"Argentina está tratando de conseguir el máximo apoyo que pueda, y hay un grupo de países de América Latina que respalda su reclamo, por más injustificado que éste pueda ser.

"Sin embargo, hay otros países que entienden el reclamo argentino de manera más neutral, y lo apoyan sobre que es mejor un llamado al diálogo antes que se produzca una invasión, como la de 1982. Desde ya, el diálogo que propone la Argentina es sobre el traspaso de las islas a su dominio, pero eso está fuera de cualquier posibilidad".

Rebatió las acusaciones de Argentina de una supuesta militarización del Atlántico sur por parte de Reino Unido, y aseguró que la defensa en las Malvinas es la misma desde hace 30 años, después de la guerra que enfrentó a ambos países.

"Mantenemos más o menos el mismo sistema de defensa desde hace 30 años, desde que Argentina invadió las islas. Tenemos un sistema de defensa mínimo, el necesario para asegurar que las islas estén bien protegidas y para que nadie piense en atacarlas.

"No debe olvidarse de que estamos en un mundo multipolar cada vez más difícil, y se necesita una defensa adecuada. En el caso del Reino Unido, están no sólo las Malvinas, sino también las islas de Santa Helena, Ascensión y las Georgias del Sur", expuso.

Haywood insistió en que la presidenta argentina Cristina Fernández está tratando de subir la tensión sobre el tema de las Malvinas, pero aclaró que la postura de Reino Unido y de los habitantes de las islas es firme y clara.

"Lo que prevalece aquí es el derecho a la autodeterminación de los isleños. Está en la Carta de las Naciones Unidas, y cualquier otra acción que se tome en contra de ese derecho, contraría disposiciones de ese organismo", expuso el gobernador.

"Es el derecho de una población a decidir bajo qué gobierno desean estar, y en cuanto a los habitantes de las islas Malvinas, han sido claros en expresar su deseo de permanecer como un territorio de ultramar del Reino Unido", sostuvo Haywood.

Sobre si cree posible que ambas partes puedan colaborar en materias de interés, como pesca o exploración de recursos como gas y petróleo, Haywood aseguró que antes hubo diálogos sobre esos temas, pero acusó a Argentina de retirarse de ellos.

"Hasta 1999, tuvimos diálogos y discusiones, que incluyeron a los isleños, acerca de esos temas. Además, sobre transporte, vuelos, y negocios. Sin embargo, de manera sistemática, (Argentina) se fue retirando de esas negociaciones.

"Es irónico, porque el gobierno argentino llama al diálogo y, al mismo tiempo, se retira de las negociaciones en las materias mencionadas de manera unilateral. Nuestra economía depende de la pesca, por ejemplo, y es necesario que trabajemos con la región. Es todo lo que queremos", expuso el gobernador Haywood.

El gobernador aseguró que hay un bloqueo de Argentina a las islas, pero advirtió que Chile, Uruguay y Brasil han dejado en claro que no se sumarían.

"La Argentina busca perjudicar a las islas, esto complica a los residentes, los precios probablemente suban un poco, pero la gente es muy determinada y puede seguir con su vida adelante", agregó.

Respecto a la posibilidad de que los isleños acepten la propuesta argentina de establecer un vínculo aéreo tres veces a la semana desde Buenos Aires, que ofreció Fernández a comienzos de marzo, el funcionario dijo que no es una propuesta real.

"Para los isleños es difícil saber qué ofrece la Argentina y por qué lo ofrece. Hay un anuncio público, pero no una propuesta real que haya llegado aquí. A ello se suma que por el otro lado nos dificultan la vida diaria, entonces, los isleños son escépticos", dijo.

Además, Haywood dijo que antes hay otros temas para discutir, como incrementar los vuelos desde Chile, "lo que apreciaríamos".

"Sería más beneficioso que Argentina, en cumplimiento de lo que dictan acuerdos internacionales, abra su espacio aéreo a vuelos chárter a las islas, lo que permitiría el desarrollo de la industria turística. Esos asuntos son más importantes.

"Obviamente los isleños están deseosos de discutir estas propuestas, pero no se recibió ninguna de manera concreta", sostuvo el gobernador de las Malvinas.

Haywood explicó que su rol como gobernador tiene una función ceremonial, como tomar parte en desfiles y celebraciones en representación de la Reina (Isabel II).

Agregó que el rol más importante es actuar como un nexo entre el Reino Unido y la Asamblea Legislativa local, que es el gobierno elegido de manera democrática por los isleños.

"La población local es muy pequeña, y es necesario interactuar, cambiar información, y apoyo, pero no un apoyo económico, porque las islas son autosuficientes en todo, excepto en materia de defensa. Por eso, no tiene sentido cuando la Argentina aduce que Londres paga para que la gente acepte estar aquí (...) Es absurdo", dijo Haywood.

Sobre cuánto tiempo se mantendrá en el cargo, el gobernador señaló un máximo cuatro años.

"Mis tareas aquí se extenderán por tres, cuatro años máximo. Pasan muchas cosas, y estoy deseoso de hacer todo lo que pueda para asegurarme que los isleños quedarán bien establecidos para enfrentar el futuro más allá de los intentos argentinos de impedirlo.

"Fui embajador en Estonia, consejero general en Basora (Irak), y no se sabe lo que el destino tiene para uno. Seguramente no seré embajador en la Argentina, porque no sé hablar español", ironizó Haywood.

Artículos Relacionados
- Isleños de Malvinas desarrollan huertas propias
- ESPECIAL: A 30 años de la guerra de Malvinas, campo de batalla sigue intacto
- Argentina condena declaraciones británicas sobre Malvinas
- ESPECIAL-Malvinas: En 30°aniversario de la Guerra, cementerio argentino luce sin ex combatientes
- Malvinas: Isleños aguardan traducción oficial para responder a presidenta argentina
- ESPECIAL-Malvinas: El típico menú inglés para una tarde desapacible
Imprimir Enviar Rss
Compartir: Google Yahoo Facebook Twitter